Qué difícil es… ser inmigrante

Qué difícil es… ser inmigrante

No hay barrera,
no hay tiempo.
No hay costa
si todo, a tu alrededor,
es nada más que agua.

Qué difícil es llegar
y no tener nada
más que hambre,
dolor, lágrimas
y sinsabores.

Qué difícil es tocar
y te abre la indiferencia,
con sigilo y recelo,
mirándote de reojo.

Qué difícil es despedirse
y dejar en esos abrazos
la promesa de volver
aunque te sientas desfallecer.

Qué difícil es alejarse
y volver a empezar
y cuán emocionante es lograr
aquello que no podías alcanzar
en tu misma tierra.

Ay Dios mío…
Qué difícil es ser inmigrante
en tu mismo planeta.

LMML

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s